Seguro y rocoso con licencia para golear. Villarreal 1 – 3 Valencia

 villarreal

 

El Valencia dio un salto de calidad ante un Villarreal que fue mejor durante gran parte del encuentro, sin embargo, la seguridad defensiva permitió a los de Mestalla mantenerse en el encuentro para acabar goleando.

 Dicen que los delanteros ganan partidos, pero que las defensas son las que ganan campeonatos. Este es el fiel reflejo de lo que fue el Valencia Villarreal. Gran fortaleza defensiva que da alas al equipo para ascender a la segunda posición de la tabla.

El Valencia saltó al césped del Madrigal con la intención de aprovechar los resultados favorables de la jornada. La salida vertiginosa de los de Mestalla propició dos aproximaciones peligrosas en las dos primeras acciones del encuentro. A los seis minutos de juego, Manu Trigueros se convirtió en el protagonista del choque al introducir en su propia portería un balón lateral desde el costado derecho valencianista. El auto-gol del centrocampista ‘groguet’ se produjo inmediatamente después de que el propio Trigueros errase una clara ocasión ante la meta de Diego Alves.

 Con esta cómoda ventaja inicial, el Valencia hizo gala de su mejor versión defensiva. La zaga blanquinegra se mostró muy seria y contundente ante las acometidas locales. Solidaridad de los cuatro de atrás así como del resto del equipo que achicaban espacios ante un Villarreal que se venía arriba a por el empate.

 El ritmo y la intensidad del encuentro eran altísimos. Con el paso de los minutos, los de Marcelino se hacían con el control de partido. El más activo y peligroso era el ruso Cherysev quien desde la banda izquierda llegaba con peligro al área valencianista. Pese al buen hacer de la defensa de los de Mestalla, Diego Alves vio como el balón se paseaba delante de su meta, por fortuna, sin encontrar rematador.

 El Villarreal se volcaba en la parcela ofensiva, sin embargo, los de Nuno no supieron sacar provecho de esta circunstancia ya que los de arriba no estuvieron acertados en la salida al contragolpe.

 Lo mejor que pudo sucederle al Valencia fue la llegada del descanso. En los últimos diez minutos del primer periodo, el Villarreal estuvo a punto de conseguir el empate en varias jugadas. Alves tuvo que lucirse para sacar un potente disparo de Cherysev desde la frontal.

 La segunda mitad comenzó tal y como había finalizado la primera, con el peligro acechando la meta valencianista. Alves volvió a salvar a los de Nuno sacando una manopla importante en una libre directo botado por Bruno.

El Valencia seguía concediendo metros al Villarreal pero siempre manteniéndose rocoso y con mucha seguridad atrás.

En el 63’ Mustafi puso el 0-2 en el marcador con un testarazo ante el que no pudo hacer nada Asenjo. Tras ese segundo tanto, el Valencia comenzó a jugar mucho más desoxigenado. Pero no quedó ahí la cosa y fue el mismo Mustafi quien sentenció en el encuentro con otro gol en un remate tras empalar un rechace a la salida de un córner. (0-3)

Con el partido resuelto, Nuno volvió a dar minutos a Álvaro Negredo. Cuando el choque moría y fruto de la relajación de lo abultado del resultado, el Villarreal, por mediación de Trigueros, maquilló el resultado para establecer el definitivo 1-3.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *